Si aún no lo has hecho, suscríbete a nuestra web

Teléfonos de contacto:
936 452 369
649 413 479
Formulario de contacto

Prácticas recomendadas o no en un parto normal

Publicado el martes, 26 de febrero de 2013. Autor: Rosa Sorribas

6. CLASIFICACIÓN DE LAS PRÁCTICAS EN EL PARTO NORMAL
Este capítulo clasifica las prácticas habituales en la asistencia al parto normal en cuatro categorías, dependiendo de su utilidad, su eficacia o su carácter perjudicial. La clasificación refleja la visión del Grupo Técnico de Trabajo sobre el Parto Normal. Los argumentos para esta clasificación no se indican aquí, sino que el lector los puede encontrar en los capítulos precedentes, que constituyen el resultado de las reflexiones y los debates en el seno del Grupo de Trabajo, basados en la mejor y más rigurosa evidencia disponible en la actualidad (los números de los capítulos están entre paréntesis).

CATEGORÍA A:
6.1 Prácticas que son claramente útiles y que debieran ser promovidas.

  1. Un plan personal que determine dónde y por quién será atendido el parto, realizado con la mujer durante el embarazo, dado a conocer a su pareja y, si procede, a su familia. (1.3)
  2. Valoración del riesgo del embarazo durante la atención prenatal y en cada visita al sistema de salud y en el primer contacto con la persona que va a asistir todo el trabajo de parto. (1.3)
  3. Seguimiento del bienestar físico y emocional de la mujer durante el parto y el posparto. (2.1)
  4. Ofrecer líquidos por vía oral durante el parto. (2.3)
  5. Respeto a la elección informada de la mujer del lugar del parto. (2.4)
  6. Proporcionar los cuidados del parto en el lugar más cercano a su entorno, donde el nacimiento sea factible y seguro, y donde la mujer se sienta más segura y confiada. (2.4) y (2.5)
  7. Respeto del derecho de la mujer a la intimidad en el lugar del parto. (2.5)
  8. Apoyo afectivo de los asistentes durante el parto. (2.5)
  9. Respeto a la elección de los acompañantes de la mujer durante el parto. (2.5)
  10. Dar a la mujer tantas informaciones y explicaciones como desee. (2.5)
  11. Métodos no invasivos ni farmacológicos de alivio del dolor durante la dilatación, como el masaje y las técnicas de relajación. (2.6)
  12. Monitorización fetal con auscultación intermitente. (2.7)
  13. Uso único de material desechable y esterilización apropiada del material reutilizable que se emplea durante la dilatación y el parto. (2.8)
  14. Uso de guantes en los tactos vaginales durante el nacimiento del bebé y el manejo de la placenta. (2.8)
  15. Libertad de posición y movimientos durante todo el parto. (3.2)
  16. Estímulo a evitar la posición en decúbito supino durante el parto. (3.2) y (4.6)
  17. Seguimiento cuidadoso del progreso del parto, por ejemplo, con el uso del partograma de la OMS. (3.4)
  18. Uso profiláctico de oxitocina en la tercera fase del parto en la mujer con riesgo de hemorragia posparto, o en peligro por la pérdida de una pequeña cantidad de sangre. (5.2) y (5.4)
  19. Esterilidad al cortar el cordón. (5.6)
  20. Prevención de hipotermia en el recién nacido. (5.6)
  21. Contacto inmediato piel con piel de la madre y el hijo, y apoyo al inicio de la lactancia en la primera hora después del parto, de acuerdo con las orientaciones de la OMS sobre lactancia. (5.6)
  22. Examen sistemático de la placenta y las membranas. (5.7)

CATEGORÍA B:
6.2 Prácticas que son claramente perjudiciales o ineficaces que debieran ser eliminadas.

  1. Uso rutinario del enema. (2.2)
  2. Uso rutinario del rasurado púbico. (2.2)
  3. Infusión intravenosa de rutina en el parto. (2.3)
  4. Inserción de una cánula intravenosa profiláctica de rutina. (2.3)
  5. Posición en decúbito supino rutinaria durante la dilatación. (3.2) y (4.6)
  6. Examen rectal. (3.3)
  7. Uso de pelvimetrías mediante rayos X. (3.4)
  8. Administración de oxitócicos antes del nacimiento si sus efectos no pueden ser controlados. (3.5)
  9. Posición rutinaria de litotomía con o sin estribos durante el parto. (4.6)
  10. Esfuerzos de pujo sostenidos y dirigidos (Maniobra de Valsalva) durante la segunda fase del parto. (4.4)
  11. Masaje y estiramiento del periné durante la segunda fase del parto. (4.7)
  12. Uso de tabletas orales de ergometrina en la tercera fase del parto para prevenir o controlar una hemorragia. (5.2) y (5.4)
  13. Uso de ergometrina parenteral rutinaria en la tercera fase del parto. (5.2)
  14. Lavado rutinario del útero después del alumbramiento. (5.7)
  15. Revisión rutinaria manual del útero después del alumbramiento. (5.7)

CATEGORÍA C:
6.3 Prácticas de las que no existe una clara evidencia para fomentarlas y que debieran usarse con cautela hasta que nuevos estudios clarifiquen el tema.

  1. Métodos no farmacológicos de alivio del dolor durante el parto como hierbas, inmersión en el agua y estimulación nerviosa. (2.6)
  2. Amniotomía precoz de rutina en la primera fase del parto. (3.5)
  3. Presión del fondo uterino durante el parto. (4.4)
  4. Maniobras relativas a la protección del periné y al manejo de la cabeza fetal en el momento del nacimiento. (4.7)
  5. Manipulación activa del feto en el momento del nacimiento. (4.7)
  6. Administración rutinaria de oxitocina, tracción controlada del cordón o combinación de ambas durante la tercera fase del parto. (5.2), (5.3) y (5.4)
  7. Pinzamiento temprano del cordón umbilical. (5.5)
  8. Estimulación de los pezones para aumentar las contracciones uterinas durante la tercera fase del parto. (5.6)

CATEGORÍA D:
6.4 Prácticas que a menudo se utilizan inadecuadamente.

  1. Restricción de líquidos y alimentos durante el parto. (2.3)
  2. Control del dolor con agentes sistémicos. (2.6)
  3. Control del dolor con analgesia epidural. (2.6)
  4. Monitorización fetal electrónica. (2.7)
  5. Llevar mascarillas y batas estériles durante la atención del parto. (2.8)
  6. Exámenes vaginales repetidos o frecuentes, especialmente si los realiza más de un asistente. (3.3)
  7. Estimulación con oxitocina. (3.5)
  8. Cambio rutinario de la mujer a otro lugar al comienzo de la segunda fase del parto. (4.2)
  9. Cateterización de la vejiga. (4.3)
  10. Animar a la mujer a pujar cuando la dilatación del cérvix es completa o casi completa, antes de que la mujer sienta imperiosa necesidad por sí misma. (4.3)
  11. Rigidez de criterios acerca de la duración estipulada de la segunda fase del parto (como por ejemplo 1 hora), incluso si las condiciones maternas y fetales son buenas y el parto progresa. (4.5)
  12. Instrumentalización del parto. (4.5)
  13. Uso liberal o sistemático de la episiotomía. (4.7)
  14. Exploración manual del útero después del alumbramiento. (5.7)

Sobre Rosa Sorribas
Rosa Sorribas es consultora de lactancia certificada internacional (IBCL), doula y fundadora de Crianza Natural. Ha impartido cursos y conferencias sobre temas de lactancia, crianza y porteo.

Documentos de Rosa Sorribas publicados en Crianza Natural

Compártelo:

© 2003-2015. Crianza Natural, S.L. Todos los derechos reservados. Este documento no puede ser reproducido por ningún medio, total o parcialmente, sin autorización expresa de Crianza Natural, y, en su caso, de los autores y traductores.