Si aún no lo has hecho, suscríbete a nuestra web

Teléfonos de contacto:
936 452 369
649 413 479
Formulario de contacto

Ingredientes de la leche materna frente a la artificial

Publicado el jueves, 28 de agosto de 2014. Autor: The Milk Meg

¿Te has preguntado cuáles son los ingredientes de la leche materna? ¿Alguna vez has mirado en la parte de atrás de una leche artificial para echar un vistazo a los ingredientes? Cada año se descubren "nuevas" cosas sobre la leche materna, lo que supone un recurso excelente para que las mamás vean las ventajas que tiene. La leche materna no solo tiene MONTONES de ingredientes más, sino que además cambian constantemente para satisfacer las necesidades de los bebés y los niños pequeños. Tu leche cambia realmente tu bebé o tú habéis sido expuestos a algo para protegerlo. ¿No es genial?

También me gustaría hacer hincapié en que todas estas cosas increíbles en tu leche no desaparecen por arte de magia cuando el bebé se hace mayor. He escuchado innumerables veces a personas afirmar que los niños "no necesitan leche materna después de los x meses/años (indica tú la x, ya que todo el mundo tiene una opinión diferente), cuando este no es el caso. Algunas ideas me vienen a la mente.

  • Los ingredientes de la leche materna no desaparecen repentinamente después de que el bebé llegue a cierta edad. Le sigue proporcionando muchas vitaminas, minerales, enzimas, electrolitos o agentes antibacterianos, antimicrobianos y antifúngicos que están presentes TODO el tiempo que amamantas a tu hijo. Nada de esto desaparece repentinamente en el aire.
  • La leche materna es un tejido vivo en el cuerpo (similar a la sangre), que cambia para adaptarse a las necesidades del bebé o del niño. Riordan y Wambach (2012) afirman: "La leche humana es similar al tejido vivo no estructurado, como la sangre, y es capaz de transportar nutrientes, afectar a los sistemas bioquímicos, mejorar la inmunidad y destruir agentes patógenos". Continúan diciendo: "La leche materna, como el resto de la leche animal, es específica de la especie. Se ha adaptado a lo largo de la existencia humana para satisfacer las necesidades nutricionales y anti infecciosas del bebé humano para asegurar un crecimiento, desarrollo y supervivencia óptimos" (p. 97).
  • La leche de vaca y la leche de fórmula se hacen para... ¡un ternero! Es específica para un ternero en crecimiento. La leche de fórmula puede salvar vidas en ciertas situaciones, pero no hay absolutamente ninguna investigación (y el sentido común lo dirá) que apoye la idea de que un niño debe cambiar a una leche de una especie diferente en lugar de seguir recibiendo leche materna. A menos, por supuesto, que exista una razón médica específica por la que la madre no deba amamantar a su hijo.
  • ¡No se trata solo de nutrición! Para otras mamás, como yo, que han tenido la experiencia de ser capaces de amamantar a su hijo de tres años con dolor de estómago o fiebre, y que no va a comer nada más que la leche materna... resulta un alivio enorme. No hay necesidad de bebidas de electrolitos de la farmacia, ni de tratar de darles de comer si no quieren, ya que están recibiendo todo lo que necesitan de la leche materna mientras están enfermos y no puede retener los alimentos o no tienen apetito. Aporta comodidad, nutrición y contacto con el niño.

Por favor, no leas esto y pienses: "Pero yo tuve que alimentar a mi bebé con leche artificial. ¡No me juzgues!" Hay casos y situaciones en que una madre no puede tener acceso a la leche de donantes, no produce suficiente leche debido a problemas de salud o simplemente no es capaz de hacer lo que se requiere para lograr un suministro suficiente, y todas ellas están haciendo lo mejor que pueden. Estoy escribiendo esto para mostrar a todas las mamás las diferencias entre ambos tipos de lactancia. No es posible hacer una elección informada si no tienes toda la información.

Un aspecto importante de la leche artificial y de la forma en que se comercializa es que se basa en enfatizar "los ingredientes añadidos", tratando de hacer que parezca mejor de lo que realmente es. Un estudio reciente muestra que la adición de las formas sintéticas de AA (ácido araquidónico) y DHA (no naturales como en la leche materna, sino hechas en un laboratorio) no mejora el desarrollo de los bebés cuando se utiliza como suplemento. El siguiente extracto es parte de lo que un gran artículo indica sobre la revisión de la investigación y la documentación disponibles por la OMS y Cochran:

"Desde 1997 se ha añadido AA (promocionado como mejora de "la agudeza visual") y DHA (como mejora del "desarrollo neurológico”) a la leche artificial. Estos dos ácidos grasos poliinsaturados de cadena larga se encuentran en la leche materna y, en esta forma, contribuyen al desarrollo ocular y neurológico. Pero en los últimos cinco años, la OMS y la Colaboración Cochran, una organización de investigación con sede en Londres, han publicado declaraciones y estudios que concluyen que AA y DHA, cuando se utilizan como aditivos, no mejorar el desarrollo de los bebés".

Se indica a continuación:

"De acuerdo con la Food and Drug Administration de EE.UU., las pruebas científicas sobre los beneficios de la adición de AA y DHA a la leche artificial son mixtas, sin que existan estudios publicados actualmente sobre el impacto a largo plazo. "Los científicos no pueden hacer el mismo tipo de AA y DHA que la leche materna contiene", afirma Elizabeth Myler, una portavoz de La Leche League International, una ONG con sede en Estados Unidos que promueve la lactancia materna. "En su lugar, lo extraen de algas y hongos fermentados usando una sustancia química tóxica llamada hexano."

Esto supone que, a pesar de añadir estos ingredientes a la leche artificial, los bebés no tienen ninguna mejora en comparación con los bebés alimentados artificialmente sin AA y DHA añadido. Desde luego, los ejecutivos de marketing son un grupo inteligente y saben cómo hacer dinero con campañas como esta.

A modo de recordatorio:
La Organización Mundial de la Salud recomienda lo siguiente para bebés si la madre no puede amamantar. Están ordenados según su preferencia, de mayor a menor: leche materna extraída de la propia madre del lactante, leche materna donada de una nodriza sana o de un banco de leche, leche artificial - Estrategia Mundial para la Alimentación del Lactante y del Niño Pequeño, Organización Mundial de la Salud.

Aquí tiene una lista de ingredientes de bote de leche artificial que encontré en un supermercado local. Los tres primeros componentes son lactosa de la leche de vaca, aceites vegetales y "proteína de suero hidrolizada enzimáticamente (leche)", también de una vaca.

Lactosa (leche), aceites vegetales, proteína de suero hidrolizada enzimáticamente (leche), minerales (fosfato de calcio, cloruro de magnesio, cloruro de potasio, fosfato de potasio, cloruro de sodio, sulfato ferroso, sulfato de zinc, sulfato de cobre, carbonato de calcio, sulfato de manganeso, selenato de sodio, yoduro de potasio), maltodextrina, LCPUFAs omega (DHA del aceite de pescado, AA), vitaminas [ascorbato de sodio (vitamina C), acetato de dl-alfa-tocoferol (vitamina E), acetato de retinol (vitamina A), niacinamida (niacina), pantotenato de calcio, colecalciferol (vitamina D3), mononitrato de tiamina (vitamina B1), riboflavina (vitamina B2), clorhidrato de piridoxina (vitamina B6), filoquinona (vitamina K1), ácido fólico, cianocobalamina (vitamina B12), biotina], L-fenilalanina , L-histidina, L-tirosina, bitartrato de colina, regulador de la acidez (ácido cítrico), taurina, inositol, nucleótidos (citidina 5'-monofosfato, uridina 5'-monofosfato, adenosina 5'-monofosfato, guanosina 5'-monofosfato), L-carnitina, cultivo (bifidus), antioxidante (palmitato de ascorbilo).

La fuente de proteína hidrolizada enzimáticamente es a partir de leche de vaca.

Artículo original en: http://themilkmeg.com/ingredients-in-breastmilk-versus-artificial-breastmilk-formula/


Sobre The Milk Meg
Además de amamantar a su hijo pequeño, correr detrás de los otros dos mayores, escribir en su blog y, de tanto en cuando, dormir, Meg es Consultora de Lactancia Certificada Internacional (IBCLC) en su consulta privada. Meg es psicóloga y ha sido líder (consejera de lactancia) de La Leche League Leader durante siete años. Escribe habitualmente en su sitio web sobre temas de lactancia, participa en blogs y ha publicado artículos en las revistas "Nurture Parenting" y "Natural Mother". Puedes contactar con Meg y leer su blog en www.themilkmeg.com.

Documentos de The Milk Meg publicados en Crianza Natural

Compártelo:

© 2003-2015. Crianza Natural, S.L. Todos los derechos reservados. Este documento no puede ser reproducido por ningún medio, total o parcialmente, sin autorización expresa de Crianza Natural, y, en su caso, de los autores y traductores.